jueves, 12 de febrero de 2009

Procrastinar

Procrastinar es dejar para otro momento tareas que podrías hacer ahora. Normalmente nos ponemos excusas, pero hay muchas causas. También procrastinamos para organizar nuestra casa.

En Casa Perfecta te mostramos algunos de los motivos de esta postergación de actividades:
  • Te distraes con facilidad: la clave está en focalizar tus esfuerzos en la tarea. Procura tener una lista de actividades y evita las tentaciones de iniciar otra cosa antes de finalizar lo que estás haciendo.
  • No te gusta hacerlo: puedes aborrecerlo pero, qué tal si la recompensa es acabarlo? Búscate un premio que te motive, desde un viaje a unas compras.
  • Tienes miedo: tal vez eres perfeccionista y vas dejando pasar la tarea pensando que no lograrás acabarla tal y como quieres. Recuerda que es mejor empezarlo y acabarlo que no inicarlo nunca.
  • Lleva demasiado tiempo: los proyectos complejos son más llevaderos si los divides en tareas más pequeñas y manejables.
  • Es muy aburrido: si no te aporta ningún beneficio, valora si es necesario realizarlo o es mejor dejarlo. Pero si es necesario, oblígate a llevarlo a cabo.
  • No me digas lo que tengo que hacer: mucha gente, al recibir una orden de un jefe, se siente tan molesta por ser un simple "mandado" que evita al máximo la realización de tareas. Piensa qué puedes ganar realizando esta actividad, tal vez sea experiencia o puedas aportar cosas de tu cosecha par mejorarlo.
  • Puede esperar: muchas tareas se dejan indefinidamente porque no tienen una fecha y puede esperar porque hay cosas más urgentes. Sé proactiv@, y piensa en el coste que supone ese retraso. Si tienes tiempo ahora, hazlo.

1 comentario:

www.todoestilo.net dijo...

ya sabía yo que lo mío tenía que tener algún nombre... soy una protrastinadora! Vaya nombrecito!
Besos,